Incertidumbre en Riosucio: Ciudadanos temen que las esperanzas puestas en el alcalde Juan Moreno Mena, se conviertan en desilusión.

0
1530

Tras haber alcanzado más de 4.700 votos en las elecciones territoriales del 29 de octubre del 2023, Juan Moreno Mena, mejor conocido como CHICO, es el alcalde número doce, por elección popular de Riosucio Chocó.

Su triunfo en las urnas, representaba el fin y el deseo de continuidad de uno de los gobiernos locales, más cuestionado en la historia institucional de este municipio; representado por su antecesor Conrad Valoyes Mendoza: El pastorcito mentiroso o el Rey Midas, entre otros apodos que se ganó por su actuación durante el pasado periodo constitucional.

El gobierno de Moreno Mena, completa 153 días e inicia su sexto mes, en medio de una creciente incertidumbre y descontento en diferentes sectores del municipio. La falta de claridad en cuanto a los ingresos e inversiones provoca especulaciones, sumado a una desconexión del mandatario con varios importantes líderes, que fueron pieza clave de su campaña; los mismos que paradójicamente, se ven obligados a pronunciarse por incumplimientos del alcalde, después de haber abanderado un proceso político bajo el eslogan “seriedad y cumplimiento”

 

Líderes como Manuel Palacios Guerrero, a quien escuchamos, e incluso algunos funcionarios, vienen expresando su impotencia por la falta de respuesta oportuna, a iniciativas y propuestas que le llevan al mandatario. Resulta un verdadero milagro que Juan Moreno, responda a una llamada telefónica o aun chat. Es precisamente esta actitud que difiere a la de cualquier funcionario público y que podría ser la causante de que su gobierno avance casi que a pasos de tortugas. Con solo algunas pocas contrataciones publicas en el SECOP, direccionadas a impactar favorablemente a sus coterráneas, el balance de este gobierno parece no llenar las expectativas de su población.
A pesar de las indiscutibles fallas y posibles delitos, cometidos por el exalcalde Conrad Valoyes, los habitantes de Riosucio, se preguntan “cuándo el mandatario actual iniciara con paso firme su gobierno”, cuantos meses más le faltan para responder asertivamente a los problemas de movilidad, donde se incluyen obras heredadas del gobierno anterior como el tramo del puentón del barrio escolar y otros sectores. Cuándo, pasara de los anuncios a los hechos: la continuidad del Palacios Municipal, hasta cuando los deportistas tendrán que tomarse por asalto escenarios como la Cancha y la placa deportiva de Benjamín. Porqué, en 6 meses, estos escenarios no se han podido corregir, retomar y entregar a la comunidad, aunque también hagan parte del legado del rey Midas.
Reemplazar a uno de los gobiernos más criticados de Riosucio, debería representar una altísima probabilidades de destacarse, siempre y cuando sea esa la intención y se tenga sentido de pertenencia. En este municipio, no puede seguir pasando que los candidatos resalten las falencias de los alcaldes, para llegar y comportarse igual y hasta peor que a quienes han reprochado.
Las conductas de jefe absoluto del alcalde Moreno, dejan ver un futuro poco alentador y con bajos indicativos en gestión. Un gobierno donde las oportunidades parecieran ser para pocos. Tras convertirse en alcalde, pareciera que a Juan Moreno dejó de importarle conservar su imagen personal, que ha cosechada durante toda una vida, en la cual, su palabra era una firma y el cumplimiento a ella, el sello de su personalidad. En lugar de eso, hoy su reflejo provoca testimonios como este.

Conrad Valoyes, administro aunque mal, los ingresos más significativos en la historia de Riosucio, en consecuencia debió haber dejado, unos calificativos elevados, en comparación con sus antecesores y demás mandatarios de la región, pero al contrario, su huella está plagada de líos judiciales, obras inconclusa y desfinanciadas y un descalabro financiero sin precedentes.
Dicta el adagio popular que “al desayuno se sabe cómo será el almuerzo”, Juan Moreno, tomo posesión sin empalme, tardó en nombrar funcionarios clave, inicialmente parecía no saber cómo comenzar. Después de seis meses, los riosuceños esperan que el alcalde Moreno, tenga claro que fue elegido para refrescar el gobierno; para cambiar, avanzar, dinamizar un pueblo, que fue saqueado y convertido en la cenicienta del departamento.
Para lograr tales propósitos hay que hacer cosas concretas: movilidad, control y mejoramiento del espacio público, seguridad, innovaciones, generación de empleo e inversión social, de lo contrario los opositores o críticos llenarán esos espacios vacíos, con mensajes de soluciones solo para continuar con el círculo politiquero que solo persiguen sus propios intereses.
Lo positivo en medio de este desalentador panorama, es que el alcalde Juan Moreno Mena, aún está a tiempo de corregir su modelo de gobierno. Entender que la desconfianza no puede ser un obstáculo para el éxito de su mandato constitucional; en consecuencia, será fundamental que le mandatario atienda a sus funcionarios y líderes, por eso deberá transformar el celular en una herramienta de trabajo a través de la cual podrían llegarle oportunidades significativas al municipio.
Somos Notiriosucio, llámanos o escríbenos al 3218365504.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here