Pastora de iglesia en Antioquia, descubierta como presuntamente ser miembro de temible banda de secuestro y extorsión en Chocó.

0
1659

En un giro perturbador, las autoridades colombianas han desenmascarado la doble vida de una pastora de iglesia en Turbo, Antioquia, quien presuntamente está vinculada a un cruel secuestro en el departamento del Chocó. Esta mujer, al parecer, es la hermana de un conocido jefe criminal conocido como ‘Picapiedra’, quien habría coordinado todo el crimen desde su reclusión en la cárcel de Popayán.

El caso salió a la luz a principios de este año, cuando dos primos de Cali fueron atraídos por la promesa de empleo en una mina de oro, solo para ser secuestrados y torturados. La banda criminal, identificada como ‘Los Caparros’, exigía 100 millones de pesos por su liberación, una cifra imposible para sus familias desesperadas.

Trágicamente, después de un mes de intensa angustia y esfuerzos para recaudar el dinero del rescate, la familia fue informada por ‘Picapiedra’ de que los hombres estaban muertos. Sin embargo, aún exigía el rescate para revelar la ubicación de sus cuerpos.

Después de seis meses de investigación, el Gaula de la Policía logró capturar a nueve personas involucradas en el macabro crimen, incluyendo a la pastora, quien resultó ser hermana de ‘Picapiedra’. Este descubrimiento chocó tanto a las autoridades como a sus feligreses, quienes desconocían su oscuro secreto.

El grupo criminal también incluía a la compañera sentimental de ‘Picapiedra’ y su sobrina, encargadas de recaudar el dinero de las extorsiones. Incluso después de que su familia fuera detenida, ‘Picapiedra’ continuó amenazando a las familias de las víctimas desde su celda en la cárcel de Popayán.

El allanamiento en la cárcel resultó en la confiscación de un celular, tres tarjetas SIM y varias agendas que contenían información sobre posibles futuras víctimas.

La investigación también reveló que el grupo había secuestrado a un empleado de hotel en Bogotá en enero de 2023, exigiendo un millón de pesos por su liberación. Desde los celulares de las víctimas retenidas en Chocó, el grupo exigía el dinero del rescate, ilustrando la sofisticada y retorcida red de secuestros y extorsiones que habían tejido.

Las autoridades continúan su investigación, con la esperanza de desmantelar completamente la red criminal y llevar ante la justicia a todos los involucrados en estos actos atroces.

Somos Notiriosucio, llámanos o escríbenos al 3218365504.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here