El consejo comunitario Dos bocas en Riosucio a espera de una reparación de sus derechos territoriales de acuerdo al auto 028 de 2021.

0
868

Dos Bocas ubicada en la subcuenca del río Chintadó, es una de las comunidades afro que integran la cuenca del río Truandó uno de los más conocidos afluentes del Atrato por su mención histórica en el Canal Atrato-Truandó, que es el nombre que se le dio al intento de canalizar los ríos Atrato y Truandó, al comunicarlos con la costa pacífica colombiana, a través de la Serranía del Baudó. Esta hidrovía, de 28 m de profundidad, 150 m de ancho y 140 km de longitud, iba a permitir un paso interoceánico para el país, entre Tarena (en el golfo de Urabá sobre el Caribe) y Curiche (en bahía Humboldt sobre el Pacífico colombiano). Dicho canal sería más competitivo que el de Panamá por ser a nivel y de mayor capacidad; al menos esa era la esperanza de todos los que hicieron esfuerzos para lograr su construcción.

El río Truandó es un afluente del río Atrato y nace en la serranía del Baudó. Mide 120 km y recibe numerosos ríos y algunos taponamientos que requieren ser tratados para habilitar su completa navegación.

En el habitan comunidades afros e indígenas, de hecho, 6 de los 10 consejos comunitarios del municipio de Riosucio Chocó, se ubican en el Truandó, pues en esta cuenca donde se otorgaron los primeros títulos colectivos del país, sus autoridades étnicas optaron por conservar sus títulos por comunidades a diferencia de Quiparadó que es el único que integra varios asentamientos.

Para continuar hablando del Consejo comunitario de la comunidad étnica Dos Bocas Chintadó, es necesario hacer mención del negro Luis José Perea Rengifo, que llegó procedente del Baudó y fue uno de los primeros pobladores del río Truandó por allá por los años 1941, cofundador de la comunidad de Dos Bocas y quien falleció en Riosucio el 24 de agosto de 1996, no sin antes dejar un legado que perdura en el tiempo.

Como Un ejemplo de ese legado, podemos mencionar a Emilce Perea Cuesta, actual representante legal del Consejo comunitario Dos Bocas de Chintadó y la única mujer en la región bajo Atrato y Darién, elegida como delegada ante el espacio nacional en la elección que tuvo lugar el pasado 15 de abril en Quibdó.

 

La única mujer Representante Legal del municipio de Riosucio y una de las 5 mujeres de los 26 delegados por el Chocó ante el espacio Nacional de Consulta previa.
El Consejo comunitario de Dos Bocas, se crea bajo resolución del INCORA número 0288 del 13 de Diciembre de 1996. En la Agencia Nacional de Tierras se identifica el expediente No. 009 de fecha 13 de septiembre de 1996, que corresponde al trámite de titulación del consejo que se encuentra en estado terminado. La comunidad cuenta con 8.734 hectáreas y la conforman 154 familias ubicadas y 456 personas.
En nuestro diálogo con Perea Cuesta, nos contó algunas de las acciones tangibles que ha adelantado desde su llegada a la representación de Dos Bocas.

Como al resto de las comunidades de los municipios del Bajo Atrato, en Riosucio el Truandó, no se escapó de las acciones violentas en el marco del conflicto armado. Centenares de familias se vieron obligadas a abandonar las comodidades de sus territorios para engrosar las cifras del desplazamiento, cabe resaltar que en este sector del municipio de Riosucio, las comunidades completan varios eventos de desplazamiento, pero ha sido más fuerte el arraigo por sus tierras que la amenaza que hasta el día de hoy provoca la presencia de grupos armados.
Es necesario señalar que el territorio colectivo de Dos Bocas no afronta temas de ocupación de tierra, como si ocurrió en otros territorios del municipio. En el caso específico de esta comunidad se tratan de las afectaciones territoriales y sociales que sufrieron en medio del conflicto armado.
En busca de un resarcimiento por las afectaciones del conflicto, en 2015 un líder de la comunidad instauró una denuncia, ante restitución de tierras sobre los derechos territoriales de la comunidad; arrojando como resultado el auto admisorio 028 del 10 de febrero de 2021.
Al respecto nos habló la Representante Legal

El pasado 11 de julio en Apartado Antioquia se realizó El Comité de Evaluación de Riesgo y Recomendación de Medidas – CERREM- que tienen por objeto la valoración integral del riesgo, la recomendación de medidas de protección y complementarias, en el cual participaron 13 instituciones del orden nacional y regional, cuatro miembros del consejo comunitario incluida la representante legal. En este espacio se realizaron ajustes a las medidas de protección que explicaba Perea Cuesta.

El auto admisorio 028 de febrero de 2021 Vincula a los ALCALDES MUNICIPALES DE CARMEN DEL DARIÉN, RIOSUCIO – CHOCÓ; al DEPARTAMENTO PARA LA PROSPERIDAD SOCIAL (DPS), a la GOBERNACIÓN DEL CHOCÓ, DEFENSORÍA DEL PUEBLO NACIONAL Y REGIONAL, a la UNIDAD ADMINISTRATIVA DE ATENCIÓN Y REPARACIÓN INTEGRAL A LAS VÍCTIMAS, CORPORACIÓN PARA EL DESARROLLO SOSTENIBLE DEL CHOCÓ (CODECHOCÓ), IIAP, MINISTERIO DEL AMBIENTE, UNIDAD NACIONAL DE PROTECCIÓN (UNP) MINISTERIO DEL INTERIOR-DIRECCIÓN DE ASUNTOS ÉTNICOS al presente proceso de Restitución de Derechos Territoriales. Ordénese la notificación a través de oficio por la secretaría de este despacho.
La carencia de recursos es un gran limitante a la hora de realizar gestiones antes los organismos del estado para casi todos estos líderes comunitarios, pocos consiguen el respaldo de las alcaldías, más que nada debido a temas politiqueros. Esperar que alguna entidad los invite a eventos o reuniones en las ciudades principales en ocasiones es la única opción que les queda.

Cambiando de temas le consultamos a Emilce Perea por el caso de la resolución de metros que le fue aprobada al Consejo comunitario de Dos Bocas, una pregunta infaltable pues recordemos, que precisamente por este tema se produjo un escándalo que puso en el ojo del huracán al representante que antecedió a la hija del Negro José Luis Perea. ¿Cómo se está manejando este tema en la actualidad? Esto nos contó:

Como sistema informativo no pretendemos violar la autonomía que la ley les otorga a las comunidades étnicas; en ese sentido las denuncias que hacemos como en el caso del tema de los metros, jamás han sido con la intención de favorecer o perjudicar a ninguno de los representantes legales. Servimos de voceros de los miembros de las comunidades cuando no sienten garantías por parte de sus autoridades.

La balanza es de dos partes, en ese sentido de la misma manera como los miembros de las comunidades tienen todo el derecho de expresar sus inconformidades, la tienen los representantes y sus juntas directivas. Nuestras cámaras y micrófonos siempre estarán disponibles para cuando deseen dar a conocer los avances o por menores de sus gestiones.
Somos Notiriosucio, llámanos o escríbenos al 3218365504.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here