Dos comunidades indígenas en Chocó recibieron dotación.

La Unidad para las Víctimas realizó la entrega de la dotación en el marco del proceso reparación colectiva que beneficia a 1.264 personas.

En la vereda El 11, de la comunidad indígena La Puria, y en el resguardo Sabaleta, en Carmen de Atrato, Chocó, la Unidad para las Víctimas entregó las dotaciones, elementos tecnológicos, mobiliarios, electrodomésticos y máquinas con insumos (planchas, hilos, tijeras, telas), como medida de reparación integral y restitución de derechos, que se materializó con recursos del gobierno sueco.

Esta comunidad inició su proceso de reparación colectiva en el año 2013 y recibió la dotación de los implementos citados para permitir el óptimo funcionamiento de la institución educativa, una vez sea inaugurada.

La dotación de las máquinas planas busca, además, que las mujeres de la comunidad confeccionen sus propias prendas de vestir, y puedan generar ingresos de manera alterna con sus actividades diarias.

Esta medida de restitución derechos, que habían sido quebrantados por el conflicto armado, también está orientada al fortalecimiento de los liderazgos en la comunidad y a la recuperación del tejido social.

“Nosotros estamos contentos porque nos va a servir mucho para el uso de la comunidad, agradecemos a la Unidad para as Víctimas y al gobierno sueco. Como comunidad tenemos que cuidar los implementos entregados,” manifestó Rosalina Arce, gobernadora de la Comunidad indígena La Puria.

“La comunidad se siente muy satisfecha y vemos esta entrega como un regalo que merecimos y vale la pena recibirlo”, expresó Carlos Yagarí, gobernador de la comunidad indígena Sabaleta, quien firmó el acta de entrega.

El acto concluyó con la firma de actas de entrega e implementación de acciones del Plan Integral de Reparación Colectiva a las dos comunidades.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here