Consternación en Riosucio – Chocó, encuentran ahogada niña de 4 años en medio de inundación del Rio Atrato.

Sara Mena Palacios de 4 años de edad, se suma a la dolorosa lista de niños que han muerto por inmersión, en medio de las inundaciones del rio Atrato, en el municipio de Riosucio – Chocó.

Pasada las 7 de la noche de este jueves 27 de mayo del 2021, voluntarios de la Defensa Civil, recuperaron de las aguas desbordadas del Atrato, el cuerpo sin vida de la niña Sara Mena Palacios, que, según la información suministrada, caminaba sola por los puentes improvisados que se construyen en Riosucio, en épocas de inundaciones

Noticias como estas, hacen parte del saldo desconsolador que producen los constantes desbordamientos del tercer rio más importante de Colombia, en las poblaciones ubicadas en su parte más baja.

Con el incremento de las lluvias, desde hace algunos días, el nivel de las aguas del Atrato, ha aumentado al punto que, a la fecha, más del 95% de la cabecera municipal de Riosucio, se encuentra afectada por inundación. Las aguas inician inundando las calles más alejadas a la orilla del Atrato; y barrios como Makent, son los primeros sectores en padecer esta emergencia, que se presenta hasta tres veces cada año.

La casa de Sara, se encuentra precisamente en la parte de atrás de esta localidad, totalmente rodeada por agua a la que se accede atravesando metros y metros de puentes peatonales. La niña vivía con su madre Ana Isabel Mena, su padrastro Reinel Alberto Vargas y 7 hermanos, también menores de edad.

Según la información suministrada por vecinos, Sara, habría salido de su casa sobre las 3 de la tarde del jueves 27 de mayo, a una casa vecina; para unirse con un grupo de niños que promediaban su misma edad y que jugaban en una casa cercana a la suya.

A las 5 de la tarde aproximadamente, su madre se percató de la ausencia de la niña, pues, aunque sus amiguitos afirmaban que ella había regresado a su casa, esto no paso y dos horas y media después, sus padres, familiares y conocidos, se enterarían que esos fueron los últimos momentos en la vida de Sara.

En los últimos años, tan solo en Riosucio, las sonrisas e inocencia de más de 30 niños, entre los cero a 7 años de edad, yacen sumergidos en las aguas del Atrato. Y es que en tiempos de inundación cuando un niño, se escapa de la mirada de los ojos de sus padres o cuidadores, la angustia es tan profunda por el temor, a que la conclusión de la búsqueda termine en tragedias.

La angustia por la desaparición de Sara, llego a los oídos de vecinos y de los voluntarios de la defensa Civil de Riosucio. Después de indagar y buscarla en todas las direcciones posibles, no quedaba otro lugar que el anegado; como popularmente se le llama a la creciente del rio. Y fue ahí, donde finalmente encontraron a la niña, sin signos vitales, sumergida en las aguas desbordadas del Atrato.

Basados en los datos entregados por la defensa civil y vecinos de Sara, podemos deducir que la niña, tal y como habían indicado los otros niños que jugaron con ella, mientras caminaba de regreso a su casa, quizás perdió el equilibrio, cayó al agua y desafortunadamente, nadie vio cuando esto pasó.

Su cuerpo fue encontrado en la mitad del trayecto que Sara había recorrido para llegar de su casa a la casa vecina. Tan solo unos metros retirada del puente.

Esperamos que las autoridades logren establecer los hechos oficiales que antecedieron el fatídico desenlace, que provocaron la muerte de esta niña de tan solo 4 añitos. Y en el mismo sentido que el estado colombiano busque soluciones definitivas a el flagelo de las inundaciones, que continúa arrebatando el presente y el futuro de los pueblos del Bajo Atrato.

Somos Notiriosucio, llámanos o escríbenos al 3218365504.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here