Comunidades en Carepa reciben dotaciones para instituciones educativas.

0

Cerca de $200 millones entregó la Unidad para las Víctimas en este municipio del Urabá antioqueño.

En la vereda El Encanto y el corregimiento El Silencio, del municipio de Carepa, dos instituciones educativas fueron beneficiadas con los Esquemas Especiales de Acompañamiento Comunitario en la ruta de retornos y reubicaciones, mediante la entrega de dotaciones para la mejora del entorno educativo.

En el acto de entrega participaron Ovidio de Jesús Ardila Rodas, alcalde municipal; Glaucon Maturana Córdoba, rector de la Institución rural Villa Nelly, ubicada en el vereda El Encanto del corregimiento El Silencio; Elizabeth Granada Ríos, directora de la Unidad para la Víctimas Territorial Urabá-Darién, y demás miembros de la comunidad de este establecimiento educativo quienes participaron en la actividad.

Las entregas constan de un completo mobiliario para uso escolar que contribuye al buen funcionamiento de estos espacios educativos.

Dentro de los elementos entregados se encuentran sillas, pupitres, escritorios, archivadores, mesas, mobiliario para fortalecer el restaurante escolar, como medida para garantizar condiciones de vida dignas, en este caso, el derecho a la educación de calidad para jóvenes, niños y niñas de la comunidad en general, con el propósito de crear arraigo por el territorio que habitan.

“Como institución y como comunidad educativa recibimos esta dotación con el mayor de los gustos, porque sabemos que lo vamos a utilizar de la mejor forma. Nosotros como comunidades rurales, muchas veces nos toca difícil porque no llegan las dotaciones, en esta ocasión que sí llegó, vamos a hacer un uso de ello, así que agradecerle a la Unidad para las Víctimas de la zona de Urabá que ha estado muy atenta, muy pendiente de este proyecto con el cual hemos sido beneficiados”, expresó Glaucon Maturana Córdoba, rector de la Institución Villa Nelly.

Por su parte, Elizabeth Granada Ríos, directora territorial de la Unidad, reiteró el compromiso de la comunidad y el ente territorial para el cuidado de estos implementos entregados.

“Estos mobiliarios que reciben hoy, para el aprovechamiento del estudiantado, cumplen el objetivo de mejorar las condiciones sociales, culturales, educativas y ambientales de la comunidad y aportan a las medidas de no repetición dentro del proceso de Retornos y Reubicaciones”, agregó la funcionaria.

Con los Esquemas Especiales de Acompañamiento Comunitario, la Unidad para las Víctimas busca que las comunidades retornadas o reubicadas se empoderen más frente a su proceso, a través del apoyo institucional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here